Uso de óxido de zinc encapsulado en porcino

Publicado el 02/14 | por Anna Fernández Oller | Nutrición, Nutrición, Porcino

El uso de óxido de zinc en la producción porcina fue recibido con cierto escepticismo en sus inicios, aunque ya en 1989 se hablaba de que el óxido de zinc serviría para tratar las diarreas en lechones porque, después de todo, era utilizado como bacteriostático para uso tópico de heridas y otros problemas cutáneos en medicina humana.

Y , así fue, ya por aquel entonces se publicó en un foro científico el primer método para el control de la diarrea. Más adelante , han sido diversos los científicos que han investigado sobre esta práctica. Y , a partir de los años noventa, el uso del ZnO para controlar las diarreas post-destete se convirtió en un método universal porque era relativamente barato y fácilmente disponible, siendo ya ampliamente documentado su uso ( ver, Journal of Applied Microbiology Volumen 87,Issue 4, ,pages 564–573, October 1999 ).

Desafortunadamente, sin embargo, no mucho tiempo después de su descubrimiento, se impusieron regulaciones europeas para restringir su uso. En un primer momento, se llegó a prohibir su uso y posteriormente se ha readmitido su utilización pero con unas limitaciones que  , actualmente, están 150 ppm con alguna excepción  (revisar  ‘Los microminerales en nutrición animal’- Fichas informativas).  Hoy en día , aunque bajo prescripción médica se permite su uso, continúan los esfuerzos por encontrar un sustituto adecuado que permita no prescindir de su utilización pero que se administre bajo otra forma para que su uso sea más eficaz y menos prejudicial para el medio ambiente.

El Zn es un metal pesado que tiende a acumularse en el suelo después de utilizar el estiércol rico en zinc como abono orgánico, circunstancia que llevó a valorar que la posible acumulación de altos niveles de Zn en el suelo constituían contaminación ambiental y , por tanto, un riesgo para la salud. Por tanto, de manera lógica y como cabía suponer, todo ello llevó a la regulación del uso de este micromineral en alimentación animal.

Llegados a este punto, y después de numerosos estudios que confirman la eficacia del uso del ZnO para controlar las diarreas en lechones y teniendo en cuenta las limitaciones de su uso, la búsqueda de  fuentes alternativas se hace completamente necesaria. Actualmente, existen diversas alternativas como fuentes de Zn. Entre ellas , como principales , encontramos  : Zn orgánico – habitualmente en forma de quelatos -, cloruro de zinc tetrahidratado, Zinc encapsulado y Nano-Zinc.

La encapsulación de microminerales en nutrición animal es una práctica habitual, aunque también existen otras aplicaciones en el sector ganadero, como son :  diagnósticos, administración de agentes terapéuticos, desarrollo de vacunas y reproducción .

La microencapsulación es una tecnología de recubrimiento utilizada para encapsular variados materiales activos, en diferentes estados físicos como sólidos, líquidos o gaseosos, que se introducen en una matriz de naturaleza polimérica formando micropartículas, de tamaños variables de nm a pocos mm, facilitando la liberación de los materiales activos de manera controlada y prolongada en el tiempo, a un sitio específico del organismo bajo ciertas condiciones.

 En este artículo, repasamos los datos obtenidos en dos pruebas experimentales sobre el uso de ZnO encapsulado.

2010 . Evaluating the replacement of Zinc Oxide with an encapsulated Zinc Oxide product as a means of controlling post-weaning diarrhoea in piglets. Los resultados de este experimento mostraron que la inclusión de 100 ppm de ZnO microencapsulado suprimió la incidencia de diarrea post-destete en ambos tratamientos ( grupos expuestos a E.coli y grupos controles no expuestos), siendo el efecto supresor sobre la diarrea comparable a los animales alimentados con una dieta suplementada con 3000 ppm de ZnO . Los resultados sugieren que la suplementación de 100 ppm de ZnO microencapsulado pueden reemplazar el uso farmacéutico convencional de ZnO para la reducción de la incidencia de diarrea post-destete.

Respecto al contenido de nitrógeno de urea en plasma, fue significativamente menor en los cerdos alimentados con las dietas suplementadas con 3000 ppm de ZnO y 100 ppm de ZnO microencapsulado que los cerdos alimentados con la dieta control. Como ambos productos con Zn reducen la diarrea post-destete  posiblemente, gracias a la consecuente mejora de las funciones de la barrera intestinal, los aminoácidos presentes en la dieta deberían ser utilizados de manera más eficiente en los cerdos alimentados con dietas con ambos productos de Zn.

En cuanto a los resultados sobre el rendimiento , los cerdos alimentados con una dieta suplementada con ZnO microencapsulado tenían mejor índice de conversión que los cerdos alimentados con la dieta control o la dieta suplementada con 3000 ppm de ZnO  . Sin embargo, los resultados de rendimiento deben ser interpretados con precaución ya que sólo se utilizaron un pequeño número de cerdos  para realizar el cálculo de los parámetros productivos (n = 12).

Como podremos ver en el siguiente estudio , aunque las cantidades administradas superan las limitaciones de uso que marca la legislación europea, los resultados son significativos y , por tanto, hemos considerado que son válidos para mostrar la tendencia positiva de los efectos del uso de fuentes de ZnO encapsulado.

2013 . Effects of Dietary Capsulated Zinc on Growth Performance, Blood Metabolism and Mineral Concentrations in Weaning Piglets.   El objetivo de este estudio fue evaluar los efectos de diversas concentraciones de ZnO encapsulado (C-ZnO) sobre los rendimientos productivos, metabolismo y concentración mineral en lechones.  En el estudio, un total de 144 cerdos cruzados (DurocxLandrancexYorkshire) fueron asignados al azar en 6 grupos. Un grupo fue el grupo control que fue alimentado sin C-ZnO y los otros 5 grupos recibieron, respectivamente, 281,25, 562,5 1125, 2250 mg/kg de C-ZnO y 2250 mg/kg de ZnO durante 21 días. Los resultados indicaron que los niveles más bajos de C-ZnO incorporados (281,25 – 1125 mg/kg) mejoraban el crecimiento, disminuían las concentraciones de zinc en hígado y riñones, y la excreción fecal de zinc también era menor en los lechones de los grupos alimentados con C-ZnO respecto a los lechones del tratamiento alimentados con ZnO.

Etiquetas:

es el autor de este artículo.
Sus artículos